“Lo importante de una restauración es devolverle a la película esa magia”

jueves, 19 de marzo de 2015 
Imagen de “Lo importante de una restauración es devolverle a la película esa magia”
¿Cuántas producciones cinematográficas costarricenses se perderían en Costa Rica sin la labor de restauración de imagen?
Por Paula Brenes | [email protected]
Foto: facilitada por el Centro de Cine
Cuántas producciones cinematográficas costarricenses se perderían en Costa Rica sin la labor de restauración de imagen?

Es muy complicado dar una cifra exacta, pero viendo la cantidad de filmes que esperan ser evaluados en el Centro Costarricense de Producción Cinematográfica (CCPC) y por los muchos que ya han pasado por ese proceso en manos de don William Miranda, encargado de Archivo de Imagen, sería una pérdida enorme y terrible para la historia del cine en el país.

Miranda tiene 33 años trabajando en el Centro de Cine y es el único encargado de devolverle color y vida, a producciones que por el paso del tiempo y la humedad han perdido su calidad. 
 
El material llega al Centro de Cine por diferentes medios, ya sea personas particulares o  instituciones, que tienen en su haber el material, y al verlo muy deteriorado acuden al CCPC donde don William se encarga de restaurarlos.

Han recibido desde material de Otilio Ulate, Francisco  Orlich, grabaciones de desfiles de apoyo a los Tinoco hasta videos sobre paseos al Volcán Irazú, por lo resulta muy variado el contenido de lo que reciben.

pic

Sin importar el formato de la película, documental o audiovisual que llegué, en el departamento de Archivo de Imagen lo recibe para realizar el debido análisis,  viendo las condiciones físicas y el grado de daño que tenga.

Una evaluación va a durar dependiendo de la cantidad del material como explica don William, “a veces son dos, tres o cuatro rollitos de 8mm y se hacen en un rato, pero a veces, por ejemplo, con el material de esta productora comercial llevo entre 15 días a 22 días haciendo el trabajo”.

A veces encuentra uno material muy deteriorado, o que la cinta adhesiva no era la adecuada, por la premura o qué sé yo, le ponen otro tipo de cinta y entonces eso se ha vuelto pegajoso (el material) entonces es más difícil”, cuenta Miranda, por lo que eso también será un factor importante en el tiempo que se demore la restauración.

En este departamento, siempre hay trabajo por hacer, pues así como se avanza en tema de tecnología, también aumenta la cantidad de producciones que esperan su respectivo tratamiento para ser recuperadas o que sean pasadas a otro formato.

Según Miranda, “desde 1914 a los 60´s, el Centro de Cine ha rescatado, en fotoquímicos, cerca de 55 títulos y de esos mismos fotoquímicos, se hicieron traslados a video, estamos en proceso de digitalización…”,  por lo que parece este trabajo es de nunca acabar.

Ejemplo del trabajo de restauración, es el álbum en conmemoración del 40 aniversario del Centro de Cine, que presenta largometrajes documentales de hace más de 30 o 40 años.

pic


Proceso de restauración. En un inicio el proceso más conocido es el fotoquímico, que aún utilizan algunas filmotecas, pero que ha venido desapareciendo por la aparición del Escáner digital, e incluso, por la incursión de software que permite restaurar el sonido y mejorar la imagen.


Así como ha variado el proceso, también lo han hecho muchos de los productos que se utilizan durante el proceso de restauración. Por ejemplo antes se utilizaba el percloroetileno para limpiar las películas, posterior a esto se descubrió que podría ser cancerígeno, y ahora se usan otros tipos de sustancias para lograr los mismos resultados.

Parte del proceso de restauración, requiere una investigación más allá de lo que aparece en la cinta, como buscar datos de la época en que se realizó, para apegarse lo más posible a lo que el filme quería proyectar en su momento.

Tal fue el caso de la película Elvira de 1955, que fue llevada a la Filmoteca en México para ser restaurada, por lo cual se le realizó un estudio consultando con  personas que fueron al estreno de la película y analizar cómo se veía. Muchos aseguraban que se veía oscura y vencida. 

“En realidad no era que estaba vencida, sino que el proceso fotoquímico de revelado y todos los fijadores, no fue bien realizado. Sin embargo, se le trató de darle un poquito más de luz para rescatar eso, sin alterar mucho la película porque entonces cambia la obra”, comentó Miranda.

En la restauración es posible que se pueda caer en alguna mala decisión. Según Miranda, uno de los errores que se puede cometer en la restauración, es una guía de luces mal elaborada. 

Se debe analizar primero con la gama de grises cual es la más conveniente, es decir, buscar detalladamente cual se acerca más al original.

pic


El trabajo del restaurador. Ser restaurador implica realizar una labor muy minuciosa, que no altere el producto y que no tenga problema en ensuciarse las manos ni tocar material que pueda tener hongos o malos olores por las condiciones de almacenamiento.

Un buen trabajo que no altere el producto, depende mucho de la persona que lo trabaje, pero más que todo de la ética, como menciona Miranda, pues el restaurador debe apegarse a la obra original.

En este momento don William está dándole un  proceso de restauración a un material que recibió sobre Sor María Romero y también le está dando tratamiento a producciones que donó una productora comercial privada.

Este trabajo se puede resumir fácilmente como la técnica que permite la conservación de material valioso para el audiovisual, pero que en el fondo implica un arduo trabajo y esfuerzo por conocer cómo se producía antes en el país y el entorno en que se daba. 

Gran línea de comparación que permiten ver las obras de antaño con las producciones actuales, dejando que el legado cinematográfico sea accesible para las generaciones actuales y las que vengan.
comments powered by Disqus

Otras noticias destacadas

Focos sobre: Phantom Thread, 24 Frames, y películas enterradas
Focos sobre: Phantom Thread, 24 Frames, y películas enterradas
CRFIC anunció los premios a las mejores películas en competencia de su sexta edición
CRFIC anunció los premios a las mejores películas en competencia de su sexta edición
Pantalla CACI, la nueva plataforma de cine iberoamericano
Pantalla CACI, la nueva plataforma de cine iberoamericano
CRFIC 2016 anuncia premios para proyectos centroamericanos de su sección Industria
CRFIC 2016 anuncia premios para proyectos centroamericanos de su sección Industria
“Limón tiene alma”
“Limón tiene alma”
Los Oscars y sus ganadores 2016
Los Oscars y sus ganadores 2016